¿Cómo es el trabajo de ilustrador para videojuegos? Nos lo cuenta el estudio Monsters Pit

Monsters Pit es un estudio de ilustración para videojuegos, juegos de mesa y cine. Producciones como Castlevania, Hero Quest y Atrapa la bandera llevan su firma

Monsters Pit - Equipo1

Primero Izquierda

De la idea de unir fuerzas entre ilustradores («un concepto poco común en España»), surgió Monsters Pit. El estudio, dedicado fundamentalmente a la ilustración en videojuegos, juegos de mesa y cine, está liderado por los ilustradores y artistas conceptuales Adolfo Navarro, Igor Heras y Daniel Jiménez. «El objetivo último del estudio es pasarlo bien, disfrutar con lo que hacemos y colaborar con proyectos y profesionales que nos motiven», indican los tres cofundadores. Beerworking & Illustration, el evento que organizan para profesionales de la ilustración, es un ejemplo claro de ello.

«Reunimos a ilustradores y otros creativos con el propósito de que la gente comparta su trabajo. Intentamos crear un ambiente muy distendido, casi de fiesta y no algo serio con charlas o coloquios», cuentan. Hasta el momento, el resultado ha sido inmejorable, y al evento han acudido ilustradores, escultores, animadores, tatuadores, diseñadores, concept artist, estudiantes de bellas artes o gente, simplemente, interesada en estos campos. Es abierto a cualquier público, y gratuito.

Pero los integrantes de Monsters Pit no solo encuentran tiempo para crear encuentros de este tipo; el grueso de su trabajo se centra en llevar la ilustración a todos sus proyectos. «La prioridad todos los días es cumplir con los encargos de nuestros clientes», reconocen, aspecto que compatibilizan con el ya mencionado Beerworking, la actualización constante de su portfolio o «cosas más humanas, como la contabilidad del estudio».

Castlevania, Hero Quest y Atrapa la bandera son algunas de las producciones en las que han participado. «En la primera, trabajamos como Concept Artist, diseñando escenarios, personajes y objetos del videojuego. Formábamos parte de un gran equipo con profesionales de diferentes ámbitos, lo que te impulsa a aprender y a adaptarte muy rápidamente», apuntan. También en Atrapa la bandera se realizaron labores de Concept Artist, en este caso, haciendo los Color Keys y Color Script de la película. «Como en Castlevania, el proyecto era complejo y estábamos suscritos a muchas especificaciones técnicas», aluden.

Por lo que respecta a Hero Quest, ha sido uno de sus mayores retos. «Fue el primer encargo importante del estudio. Todavía teníamos que engrasar la mecánica del trabajo en equipo y la campaña de crowdfunding del juego, por falta del tiempo, casi se realizó en directo, lo que supuso un gran trabajo extra», indican. Al ser un proyecto más pequeño y sencillo en cuanto a producción, sí admiten que gozaron de mayor libertad. «Además, rediseñar el juego tenía una gran carga de nostalgia y motivación para nosotros, porque de pequeños fue el producto que nos introdujo a nuestra afición por los juegos de mesa», señalan.

Todos los proyectos les aportan algo, y les han abierto «nuevas oportunidades» en un mercado que parece cada vez más al alza. «El consumidor manda», dicen en Monsters Pit, donde perciben que el ocio se orienta más hacia estos campos. «Los juegos de mesa tienen en España un nuevo repunte», concluyen desde este estudio de ilustración, nacido en 2015, y con la firme determinación de seguir creciendo y expandiéndose en este demandado sector.

Monsters Pit

Monsters Pit - Pantalla1

Primero Izquierda

Monsters Pit - Dibujando1

Primero Izquierda

Monsters Pit - Hero Quest1

Monsters Pit - Hero Quest21

Monsters Pit - Castlevania1

Monsters Pit - Atrapa Bandera Cielo1

Monsters Pit - Atrapa Bandera21