Benoît Bodhuin, experimentador de caracteres

En colaboración con: 

Si alguna vez estás en Nantes (Francia), haz una parada en BB-Bureau, el estudio de Benoît Bodhuin. El diseñador estudió matemáticas, diseño gráfico y ahora trabaja como diseñador freelance, combinando encargos con trabajo personal y con la enseñanza. Bodhuin adopta una actitud franca hacia la creación tipográfica: la experimentación sin conformismo.

SL, 2006

SL, 2006

Después de estudiar matemáticas, Benoît Bodhuin tuvo miedo: aburrirse. Fue cuando decidió tomar otro camino: el de los gráficos, estudiando en la escuela Saint-Luc en Tournai. Aunque la escuela no contaba con un curso dedicado al diseño de tipografías, como alumno hizo sus primeros bocetos de caracteres, alentado por sus profesores. Su proyecto final de estudios tuvo una relación muy estrecha con la tipografía y unos años más tarde, la escuela le encargaría la creación de un folleto. Repitiendo las diagonales del logo de la entidad, nació la familia SL para la ocasión.

Marianne, 2011

Marianne, 2011

Marianne es emblemática y posee el enfoque de Benoît Bodhuin. De hecho, surge del juego, de la experiencia en torno al dibujo de las letras y la forma en que las fuentes enfatizan los textos. Sus líneas dobles y rectas son como marcadores o marcas Scotch®. A través del programa de práctica artística de Tourcoing en 2012, se vuelve a trabajar en ella y se completa.

Marianne type from benoit bodhuin on Vimeo.

Kiblind, 2015

Para la publicación de la gráfica y de ilustración de Kiblind, Bodhuin diseña una fuente del mismo nombre. Entre sus líneas, una curva de repente se volverá rectangular, un asta se inclinará… Las mayúsculas o minúsculas tienen sus versiones alternativas consiguiendo una la lectura rítmica.

La creación tipográfica es un diálogo entre el software y la mano. Dibujando en ‘pedazos de papel desordenados’, Benedict Bodhuin trata de buscar y encajar formas, intenciones, caracteres. Al mismo tiempo, trata de jugar con la altura de la x así como con el kerning y trabaja con diferentes tipos de software de creación tipográfica (como Glyph) para generar nuevas oportunidades gráficas.

Elastik, 2017

Elastik, 2017

Así nació el Elastik. Pensada de antemano para una página web y diseñada junto con el diseñador gráfico Antonin Faurel, la familia tipográfica amplió puntos y acentos, al extremo. La anchura del caracter y la altura de la x están adaptadas para mantener la coherencia óptica. Una tipografía en 4 versiones para enfatizar textos.

BB font, en cours

BB font, en proceso

La fuente BB se define como un proyecto a largo plazo. Hereda, de alguna manera, características de la Antique Olive (Excoffon). Nació en un proceso de pruebas cuando se estaban probando los parámetros del software. Su primer estilo tipográfico (bb-book text) sigue la idea principal de Kiblind: las correcciones ópticas se modifican o se invierten. Toda la familia está jugando con los postulados gráficos. Basicamente, las zonas más densas de los caracteres se situan en las astas, ascendentes, o los anillos. Eso fue definido por trazados caligráficos y carácteres de plomo. La bb-book-b invierte el peso de las letras: los trazos gruesos pasan a ser finos y los finos, gruesos. Este tratamiento hace que hablamos de una tipografía de contrastes invertidos.

«¿La tipografía? Probablemente no interese a mucha gente», afirma. Pero con un par de palabras más, Benoît Bodhuin explica que «sin lugar a dudas las personas son -conscientemente o no– receptivas al efecto visual que puede dar esta o aquella fuente». Los diseñadores gráficos, necesariamente se enfrentan al momento en el que tienen que elegir una buena fuente que «le da un valor añadido a un proyecto».

Según el diseñador, en Francia, ser diseñador de tipografías es un trabajo que ofrece cierta libertad. Por supuesto, como con cualquier otro trabajo creativo, la red es un aspecto importante del negocio. Sin necesariamente dibujar alfabetos completos, es común que los diseñadores gráficos diseñen algunas letras para logotipos o construyan sus carteles con caracteres específicos. El profesor, Benoit Bodhuin notó el mismo interés entre sus estudiantes. «La tipografía es un asunto creativo». Docente en dos escuelas en Nantes, en ocasiones desarrolla proyectos con sus alumnos en lugar de con otros tipógrafos (muchos de los cuales tienen su sede en París) con los que ocasionalmente trabaja.

Catálogo de fuentes editado por BB-Bureau.

¿Nantes? «Una ciudad bastante bella a nivel humano, culturalmente dinámica». El tipógrafo opina que existen pequeños estudios creativos interesantes que cuentan con una gran variedad de perfiles (como Antonin Faurel, Super Terrain, Formes vives, Plus mursNicolas Gautron). El Voyage à Nantes  (una manifestación cultural estival que acoge la Cantina, un servicio de restauración) representa un mercado interesante para los grafistas de la ciudad y permite, a través de una identidad visual y una escenografía, sensibilizar al público sobre la disciplina. ¡Por otro lado, Nantes cuenta con cerca de 15 escuelas de diseño gráfico!

Entonces, ¿la experimentación es el futuro de la tipografía? Con sus fuentes, Benoît Bodhuin inyecta expresividad en textos y titulares.
Si algunas de sus creaciones tipográficas nacen para proyectos gráficos específicos (un folleto, una página web, un cartel…), es obvio que son considerados por otros como materiales visuales, de los cuales surgen tantos otros proyectos gráficos. Aquí hay algunos ejemplos:

Elastik para un cartel de Bráulio Amado

BB Font para el calendario 2018 de O Hezin

Zig-Zag para un mural en Auxerre, por Pam

 

Deja un comentario