Los tulipanes más caros del mundo como regalo de Jeff Koons a París

En noviembre de 2016, el famoso artista estadounidense Jeff Koons decidió regalar una escultura a París en honor a las víctimas de los atentados terroristas de 2015. Bouquet of Tulips –la obra monumental que representa la mano de 12 metros de altura sosteniendo un ramo de globos con forma de tulipán– pretende ser un símbolo de recuerdo, de optimismo y de curación para dejar atrás aquellos acontecimientos terroríficos. Jeff Koons regaló la obra, pero no su producción ni instalación, además de poner una condición: el emplazamiento debe ser el patio descubierto que separa el Museo de Arte Moderno y el Palais de Tokyo. El Bouquet of Tulips de Jeff Koons en París, en lugar de ser un gesto de generosidad, se ha convertido en un regalo incómodo y egocéntrico que nadie pidió y con el que nadie sabe qué hacer.

Entonces, nació la nueva polémica: Koons ha regalado solo la obra, su producción e instalación estiman a 3,5 millones de euros. El monumento ya ha sido forjado y coloreado en un taller alemán, pero su llegada a París aún está paralizada, a la espera de que las autoridades permitan la instalación de este regalo.

El coste de su instalación –que debería ser sufragada por varios mecenas privados franceses y estadounidenses– ha causado tal indignación entre artistas e intelectuales franceses que han empezado a cuestionar la adecuación de este regalo, llamándolo como un gesto inadecuado, ostentoso y egocéntrico.

Incluso han escrito una carta –publicada en el periódico Libération– para que la obra finalmente no sea instalada en París. En la carta han participado el cineasta Olivier Assayas, el arquitecto Dominique Perrault y el ex misnistro de cultura Frédéric Mitterrand.

Aunque desde la plaza que Koons eligió para instalar su Bouquet of Tulips  puede verse la mismísima Torre Eiffel a la distancia, el lugar no es el mejor emplazamiento para esta obra ya que no es lo suficientemente sólido para aguantar su peso. Es una localización apetecible para Koons, pero menos para el Ayuntamiento de París, que habría propuesto puntos menos céntricos del mapa de la ciudad, como el parque de Passy o el de La Villette, que no fueron aceptados por el artista, según ha publicado Le Figaro.

Jeff Koons ramo de tulipanes«Es una obra muy difícil de emplazar, porque pesa 30 toneladas, y en este momento nos estamos enfrentando a numerosos problemas técnicos; el Palais de Tokyo perdería 800 miles de euros por la instalación», dice Jean de Loisy, presidente del Palais de Tokyo. Aun así, de Loisy concluye que aprecia el proyecto y el arte de Koons, pero no quiere alterar las salas de exhibición subterráneas con la instalación de columnas que soporten el peso de la escultura.

En cambio, Fabrice Hergott, director del Museo de Arte Moderno, que comparte un edificio con el Palais de Tokyo, es más optimista y espera que la obra de Koons seducirá a millares de personas adicionales al año a visitar el museo. «Creo que la obra tiene mucho que ver con nuestra época. Pienso que dentro de unos años parecerá mucho menos kitsch que ahora y muy apropiada para el entorno de su emplazamiento. Con ciertas precauciones, su instalación es posible», señala Hergott.

Ramo de Tulipanes Jeff Koons

Jeff Koons anuncia la donación de Bouquet of Tulips

«Nos vendieron este bouquet como un regalo simbólico para París, pero después nos dimos cuenta de que de regalo no tenía nada, ya que Francia debía pagar su emplazamiento. Guste o no guste su arte, Jeff Koons es un empresario, y rápidamente entendimos que más que hacerle un regalo a París, él se estaba regalando París a sí mismo», dice Isabel Pasquier, crítica de arte de la radio France Inter, una de las principales emisoras públicas del país.

Jeff Koons, la exembajadora de Estados Unidos en Francia y Mónaco, Jane D. Hartley, y la alcadesa de París, Anne Hidalgo, llegaron al acuerdo de instalar la escultura de ramo de tulipanes en honor a la amistad francoamericana (suponiendo que evoca la mano de la Estatua de la Libertad, regalo de los franceses a EE. UU. en su momento). En 2016, la alcaldesa de París aseguró que la obra «de un inmenso artista que simboliza la generosidad y el hecho de compartir» será instalada. Ya estamos en la primavera de 2018, la época de los tulipanes, pero Bouquet of Tulips de Jeff Koons aún no ha aparecido en París. ¿Cómo acabará esto?

Deja un comentario