I ♥ Mariscal

Hace una semana parece que se desataron todos los infiernos tras la publicación por parte de EFE de una entrevista en la que el mismo Mariscal decía: «Estoy arruinado». Al tratarse de una agencia de prensa, todos los medios adscritos replicaron la info con infinidad de variantes para titular: «Mariscal arruinado», «No tengo trabajo, soy un mantero», «De la gloria a la miseria», «Mi única propiedad es una Vespa». Desde entonces, no han parado de publicar noticias al respecto.

 Xavier Mariscal

Una noticia que parece interesada, ya que no es una novedad. Hace un año nosotros mismos publicamos que el estudio de Mariscal solicitaba el concurso de acreedores con una deuda aproximada de 2 millones de euros. Entonces, ¿por qué es ahora, en este momento, cuando alcanza esta difusión?.

Si los medios han tenido poco tacto, los comentarios en redes sociales han sido infinitamente peor. Parece que muchos estaban esperando el momento para lanzarse al cuello y decir cualquier barbaridad digna de tertulia de reality show.

Esta semana Vicent Molins contactó para pulsar mi opinión sobre Javier Mariscal y publicar un artículo en Valencia Plaza (Razones para amar (o no) a un icono valenciano) sobre las dos caras –los que le aman y los que le odian– que siempre acompañan al creador del Cobi. Mi respuesta fue rápida, incluso extensa, demasiado para un artículo con múltiples opiniones.

Para mí todo es más sencillo de lo que parece. Mariscal a nivel profesional es un genio. Imposible dudarlo. Como persona, un verdadero autista, vive en su mundo y su mundo no siempre coincide con el de los demás. De ahí su dualidad en la vida pública.

Mariscal es el mejor y más reconocido creativo visual de España a nivel internacional. No hay prácticamente otro profesional de esta disciplina con el mismo reconocimiento a nivel mundial. Puedes ir a cualquier parte del mundo ‘conectado’ y seguro que conocen a Mariscal.

Su trabajo está a años luz de muchos grafistas, ilustradores y diseñadores. Es cierto que a veces se mete en jardines donde no debería y mete la pata, pero se arriesga y por eso a veces tiene problemas.

Su gráfica está entre el surrealismo, el cubismo y la abstracción. Seduce por su minuciosidad en los detalles y su falta de rigor en las formas. Sus colores son mucho más que pintura, son estados de ánimo. 

No podemos olvidar que Cobi es la mascota más reconocida y genial de la historia de las olimpiadas. Y solo por eso debería ser tomado con un poco más de respeto. Es, como él dice, un autista o disléxico que te puede sacar de quicio fácilmente pero en personas como él es donde radica la verdadera creatividad y donde encontraremos caminos y nuevos puntos de vista.

Ha desarrollado proyectos en todos los campos. Ilustración, cómic, diseño, producto, publicidad, branding, moda, cine. Si encontramos a alguien que haya hecho la mitad será un milagro. ¿Nadie se acuerda ya de su expo en el Design Museum de Londres?

Los ilustradores dicen que les gusta mucho lo que hace, pero que mejor se dedique a otra cosa. Los diseñadores dicen que es muy bueno, pero que no haga diseño. Los diseñadores de producto dicen que mejor no se dedique a hacer muebles, aunque les encantan sus sofás y sus sillas que son verdaderos iconos, incluso los del cine alucinan con sus películas, pero que es preferible que deje un campo que no controla. A todo el mundo le gusta, pero nadie quiere que se dedique a ello. ¿Por qué será?

Mariscal deambula en libertad por la esencia de la creatividad, por el mundo de las ideas nuevas y poco manidas. Su manera de pensar está fuera de los cauces habituales y descoloca a cualquiera. Todavía recuerdo cuando a la extinta Bancaja le planteó que cada oficina de sus más de 1.300 sucursales fueran diferentes, cada una de un color y decoración diferentes. ¡Una locura!

También es cierto que muchos de los que han trabajado con él, comentan que es un tipo complicado y debe costar mucho viajar junto a él con su ‘libertad’ vital. Recordaba en una entrevista hace poco que incluso se le olvidaba del nombre de su mujer o de sus hijos. No debe ser fácil.

Y es que es muy común que el tipo ‘raro’, en este país, siempre haya sido muy mal tratado. Mariscal es un tipo libre que hace lo que quiere cuando quiere y no se pregunta nada más. Disfruta del viaje y nos regala destellos tan grandes que nadie los entiende. Lo diferente siempre genera rechazo.

Las críticas que está recibiendo ahora por su reciente catástrofe económica, se deben en su mayoría a gente que le encanta ver al que está arriba caer, porque tal vez así puedan ocupar su lugar. Luego está el público en general que le encanta ver a grandes genios caer y pasarlo mal después de años de gran éxito. Compararse con alguien que le va peor es siempre terapéutico. Somos así.

Parece también estar tocado por la maldición de los Premios Nacionales de Diseño. Muchos han cerrado, han desparecido, han pasado momentos muy malos después del premio o han reducido su actividad hasta convertirse en irrelevantes. En otros países, si te dan un premio nacional –o equivalente– significa entrar en un club y ser un profesional con el que todo el mundo quiere trabajar. Aquí significa todo lo contrario. Te apartan y te etiquetan.

Cada uno que opine lo que quiera. Yo lo tengo claro. I ♥ Mariscal.

  • Albert Camino

    Empatía señores, EM-PA-TÍA,
    y menos envidia, si, EN-VI-DIA.

    Pero bueno, sea lo que sea, la cuestión es hacer sangre no?

    Iva a decir que espero que todos aquellos que estais linchando a Mariscal probaseis que es arruinarse cuando mueves ciertas cantidades de dinero, pero no es asi, a diferencia de vosotros, yo no le deseo el mal a nadie.

    La diferencia entre Sálvame y vuestras respuestas?
    Ninguna…

  • Roger Pla

    Nos creemos diseñadores que hemos estudiado diseño gráfico y no arte. ¡Ah! Y sobretodo, gente con gusto estético.

    A mi que Mariscal haya pasado fronteras, simplemente me la trae floja, porque el diseño gráfico se rige por unas pautas que este señor (artista) se ha pasado por el forro.

  • Roger Pla

    “Recordaba en una entrevista hace poco que incluso se le olvidaba el nombre de su mujer o de sus hijos.”

    ¿Sabes lo que es el marketing y creación de marca? Supongo que sí. Pero en este caso, pareces incapaz de percibir que Mariscal juega a parecer un loco como parte de su identidad de marca. Y esto no es nuevo, porque también lo hacía Dalí, por ejemplo. Una forma de vender su imagen. A mi sinceramente, y como diseñador gráfico, Mariscal no me gusta NADA. Otra cosa es que asuma riesgos, que es diferente.

  • Mira

    Ningún caso a los zoquetes. La valía de Mariscal en la profesión es indiscutible. No hablamos de gustos, no hablamos de clichés; hablamos de riesgo, de genio, de marcar hitos en la historia del diseño internacional, de ser siempre independiente y salvaje, de montar uno de los estudios más importantes del mundo (por el que pasaron literalmente cientos de diseñadores que ahora están en el mercado) y de amar profundamente una profesión.

    Su estudio se habrá arruinado, pero Xavier cuenta con un tesoro al alcance de muy pocos, que es su privilegiada mente. Veréis qué poco le cuesta levantar el vuelo.

  • Esther

    Totalmente de acuerdo, yo lo tengo clarísimo I <3 Mariscal !

  • SOLO

    Javier Mariscal es un artista, no es diseñador gráfico, ni industrial, ni cineasta, es un artista y punto. por esto merece mi respeto.

    Salud y muchos ánimos, Javier.

  • ERNESTO

    Por que no se analiza la ultima imagen que diseño para Bancaja y que habra cobrado millones por algo realmente HORRRIIIIBLLLLEEE

    • lavihen

      +1

    • Roger Pla

      +10

  • Serge

    somos por lo menos tres!

  • HorrorVacui

    Fuera a parte de mis gustos personales o mi opinión personal hacia el trabajo de este diseñador, está claro que posee un estilo propio, que ha trabajado con empresas muy potentes, que ha ganado muchos premios y que su trabajao ha sido muy bien remunerado. Hasta ahí, nada que discutir. Lo que no se puede pretender es seguir viviendo de trabajos o reconocimientos pasados y más teniendo en cuenta que atravesamos una época de desarollo, expansión y de apogeo en este país en cuanto a diseño se refiere, con una cantera de diseñadores con enormes capacidades y muchísimo que ofrecer, muchísimo más que la fama de este señor.

  • Santiago Molina Pons

    Pues ya somos dos que adoramos su trabajo!

  • Octograficus

    Me apena que haya acabado así, pero ciertamente con la de dinero que habrá ganado, ha sido muy mal gestor. Y si después de un ere, cierre de empresa y supongo venta de propiedades sigue con problemas simplemente ha estado viviendo muy por encima de sus posibilidades si ha acabado en la total ruina habiendo manejado el dineral que habra manejado.

    Luego lo de sus trabajos es otra historia, pero desde luego con poco trabajo y mucho “genio” ha llegado lejos, a mi no me gusta casi nada de lo que hace, lo que no quiere decir que a otros le encante, pero denota que no se esforzaba demasiado, de ahí que haya acabado mal.

    • vnur

      me pregunto cómo deduces que no se esforzaba demasiado… A mi me parece justo lo contrario. No hay que confundir lo sencillo, limpio y minimal con lo poco trabajado. Te aseguro que hay mucho más trabajo detrás de un diseño limpio y conceptual que en una “orgía visual de filtros y efectos… Y mira que su estilo nunca ha sido santo de mi devoción, pero horas y dedicación a su trabajo me consta que ha tenido. Más que a la gestión…

  • Rodri

    Payaso

  • cv

    Mariscal: ¡¡CON LO QUE HAS GANAO, HABER AHORRAO!!